estadísticas de LinkedIn

El efecto Black Mirror en LinkedIn

Hace unas semanas, durante una formación a medida para el equipo directivo de una empresa, mi cliente me recomendó fervientemente ver el primer capítulo de la tercera temporada de Black Mirror. “Te encantará” me dijo. Hace unos días finalmente vi el capítulo en cuestión y realmente no tiene desperdicio.

 El efecto Black Mirror en LinkedIn

¿Por qué os cuento esto? En este capítulo se muestra un escenario en el que nuestro estatus social dependerá de en qué medida somos “agradables y aceptados socialmente” por los demás.

En este hipotético futuro cada persona tendrá una puntuación y, con cada interacción, las personas de nuestro entorno nos valorarán positiva o negativamente. En base a nuestra puntuación podremos ir escalando en la sociedad y ser capaces de adquirir lujos.

Eso me ha hecho pensar en algunos debates que he estado siguiendo recientemente en LinkedIn.

Muchas personas se obsesionan con las métricas que LinkedIn nos pone delante a modo de zanahoria, que si “perfil estelar”, que si “SSI (Social Selling Index)”…

Estoy totalmente a favor de medir los resultados de nuestros esfuerzos en LinkedIn, es la única manera de determinar si estamos yendo bien o mal para alcanzar nuestro objetivo. Sin embargo, en ocasiones, algunos profesionales pueden llegar a perder el foco, tomando la métrica por un objetivo en sí mismo.

 

Os pongo un par de ejemplos de debates que “se fueron de las manos”:

El efecto Black Mirror en LinkedIn _ Eficacia de perfil

El primero hace referencia a la puntuación de Eficacia de nuestro perfil, ya sabéis, el gráfico circular que vemos en nuestro perfil profesional en LinkedIn y que indica cómo de completo está el mismo.

Pues bien, hace unas semanas seguí este debate, donde un profesional planteaba si había un nivel siguiente al de Estelar. Siguiendo la conversación, resultaba que como el gráfico deja un espacio en blanco (no se rellena el círculo totalmente), eso podía dar a entender que había un nivel superior. Esta publicación trajo cola, muchos profesionales entraron al trapo, y se creó un debate muy acalorado sobre si sí, si no, si qué había que hacer para lograrlo, se confundieron términos (como sabréis, en los últimos meses esta métrica ha cambiado su terminología, cambiando los nombres de los distintos niveles)… En mi opinión se perdió la esencia (excepto para la persona que arrancó el debate, que no sé si consciente o inconscientemente mejoró la visibilidad de su perfil, gracias al éxito de su publicación), ¿qué más da si le faltan un par de milímetros de azul al circulito?

¿Qué más da, si le llamamos estelar, eminencia o power ranger amarillo?

Lo que importa es: los usuarios con perfiles completos tienen 40 veces más posibilidades de recibir oportunidades vía LinkedIn. Curiosamente, según la plataforma sólo el 51% de los usuarios tienen el perfil completado al 100%. Por lo tanto, lógicamente, si trabajamos bien nuestro perfil, implícitamente, esta puntuación subirá.

 

El efecto Black Mirror en LinkedIn _ SSI

El segundo ejemplo, hace referencia al SSI. Este índice, fue creado por LinkedIn como gancho para comercializar Sales Navigator, no es más que la “nota” que LinkedIn pone a nuestra actividad en la red.

Hace un tiempo, se puso muy de moda, y casi todo el mundo se puso a compartir su puntuación con su red. De nuevo, numerosos debates en torno a “mi puntuación es esta o aquella”, “me ha subido el SSI”, “me ha bajado el SSI”… curiosamente, de esos hay menos, será que sólo hacemos público aquello que nos halaga el ego.

Igual que en el caso anterior, por supuesto, dentro de una estrategia, con unos objetivos marcados, y un plan de acción a ejecutar, tiene sentido fijarse en las métricas para corregir – si cabe – el rumbo. Pero no, que el objetivo sea subir 2 puntos tu SSI.

Es mucho más útil y sensato, interpretar la cifra que nos da este índice vs lo que nosotros sabemos que estamos haciendo hoy en LinkedIn. Por ejemplo, si hemos decidido trabajar nuestro branding personal, y como primer paso estamos focalizados en optimizar nuestro perfil, será lógico que salgamos bien en la foto para la parte de “Establece tu marca personal” y peor parados en el apartado de “Crea relaciones”, porque en realidad será una decisión consciente la de no estar contactando gente de forma intensa en ese periodo. Nada es casual.

Existe una correlación directa entre la puntuación en el SSI de Linkedin y el número de visualizaciones de un perfil de LinkedIn. De nuevo, eso es sentido común, cuando estamos haciendo las cosas bien en LinkedIn, seremos más atractivos y más visibles, por lo tanto, nuestra puntuación también mejorará.

 

El efecto Black Mirror en LinkedIn 2

Con estos ejemplos, lo que quiero plantear es que la única métrica real, son los resultados.

¿Utilizas LinkedIn para ofrecer tus servicios o los de tu empresa? ¿Consigues RFP’s por esta vía? Bien. ¿Utilizas LinkedIn para buscar empleo? ¿Consigues que te consideren para una posición en la que encajas? Bien. Todo lo demás, hay que considerarlo como métricas complementarias para ir refinando nuestra estrategia en LinkedIn o, al menos, esa es mi humilde opinión.

 

Quieres que te ayude a mejorar tu presencia en LinkedIn?

 

Posted by Elisabet Cañas  |  2 Comments  |  in Gestiona tu presencia en LinkedIn

Nuevas estadísticas sobre las actualizaciones en LinkedIn

Hoy mi post trata de estadísticas en LinkedIn. Los que habéis participado en alguna de mis formaciones sobre LinkedIn, me habréis oído lamentarme de la “pobreza” de la parte analítica de esta red social respecto a otras. Pues bien, hoy os traigo una buena (pequeña) noticia para los frikis de las estadísticas, al menos, para los usuarios Premium.

El otro día tras publicar una actualización sobre la importancia del lenguaje corporal en presentaciones (compartiendo un video de Dananjaya Hettiarachchi, 2014 Toastmasters International World Champion of public speaking), eché un vistazo a mis actualizaciones recientes desde mi móvil con la app de LinkedIn, y encontré esto:

Nuevas estadísticas sobre actualizaciones para usuarios premium en LinkedIn

Ahora, para cada actualización publicada en LinkedIn (no sirve para participaciones en actualizaciones de terceros, puesto que no tendría sentido, sólo para actualizaciones publicadas desde nuestro perfil), podemos pulsar sobre la marca para acceder a las estadísticas propias de esa actualización en concreto.

Las estadísticas son muy sencillas y se dividen en dos pantallas:

  • En la primera podemos ver el dato de qué título tienen las personas que han visto tu actualización, cuatro primeras posiciones, ordenadas de más a menos.
  • En la segunda podemos ver la localización de las personas que vieron tu actualización, también cuatro primeras posiciones, ordenadas de más a menos.

Nuevas estadísticas sobre actualizaciones para usuarios premium en LinkedIn - detalle

En ambas pantallas tendremos siempre visible en la parte superior de nuestra pantalla el número total de visualizaciones de la actualización, y en la parte inferior un sencillo gráfico que indica el nivel de relación (contactos de primer o segundo grado) que tienes con las personas que visualizaron tu actualización.

Finalmente, en base a lo que has publicado, LinkedIn te propone contenidos que entiende similares o adecuados para que compartas desde tu perfil.

Como digo, de momento esta nueva funcionalidad de LinkedIn está disponible sólo para cuentas Premium y en versión móvil. Sin embargo, siempre es buena noticia ver aparecer este tipo de mejoras, ya que tarde o temprano acaban extendiéndose al resto de usuarios. Dejando al margen la mucha o poca información que estos datos aporten al usuario, creo que es muy positivo ver que LinkedIn sigue trabajando por mejorar la parte analítica de su plataforma.

Posted by Elisabet Cañas  |  0 Comment  |  in estadísticas en LinkedIn, Novedades en LinkedIn

Errores de novato a evitar en Social Selling

Ahora que vivimos en un entorno digital, la mayoría estamos acostumbrados a relacionarnos con los demás a través de la red, y a utilizar (entre otros recursos) las redes sociales para alcanzar nuestros objetivos profesionales, ya sea para recruitement, para vender (el tan de moda Social Selling), etc.

Nos han “vendido la moto” de que a través de las redes sociales podemos acceder a cualquier persona y venderle algo. Seamos un poco más cautos, para practicar Social Selling hay que manejar bien las redes sociales – por supuesto – pero antes de nada, hay que saber vender.

¿Conocéis a alguien que sea buen vendedor online y que no lo sea en el off?

Hemos aprendido que a través de las redes sociales, y en especial LinkedIn con sus más de 433 millones de usuarios, podemos acceder a los contactos más interesantes para plantearles nuestra propuesta. Pero el hecho de que el potencial cliente esté más a nuestro alcance que nunca, no significa que los comerciales podamos permitirnos el lujo de quemar cartuchos alegremente. Hay que tomárselo en serio. De igual modo que no nos presentaríamos a una primera reunión con un prospect sin habernos informado de quién es, qué necesidades (a priori) creemos que tiene y podemos satisfacer con nuestra propuesta, etc… sería un error pensar que podemos enviar nuestra oferta de forma indiscriminada a todo el que se cruza en nuestro camino en LinkedIn.

A mi modo de ver – y que no se me mal interprete, las redes sociales le han dado un giro a muchos procesos de venta, permiten que las relaciones entre clientes y proveedores sean más cercanas y eficientes - LinkedIn permite a los comerciales que lo saben utilizar, mejorar notablemente sus resultados de ventas:

Sin embargo, unas veces por descuido otras por prisas, cometemos errores básicos. ¿Cuántos no habéis recibido alguna vez un mensaje vía LinkedIn ofreciéndoos algún producto o servicio y habéis pensado “éste no se ha leído mi perfil”? A veces recibimos ofertas a través de LinkedIn que son claramente mensajes generados automáticamente, sin personalizar, con un “estimado amigo/a” como cabecera. Personalmente, me los leo, pero cierto es que con poco interés, entiendo que es una comunicación masiva y que no va expresamente dirigida a mi, con lo que es muy poco probable que la oferta me seduzca.

Todos estamos más o menos habituados a estos mensajes impersonales (y todos en algún momento lo hemos hecho, aún sabiendo que el ratio de respuesta será bajísimo) y hasta aquí nada. Yo pongo mi umbral de aceptación a que, por lo menos, parezca que se han leído mi perfil antes de escribirme. Por ejemplo, durante varios años fui directora comercial de una agencia de marketing online especializada en hoteles, pues bien, más de una y más de dos ofertas recibí de comerciales que me proponían algún servicio para mi hotel (“¿mi hotel?” Pensaba yo…). Todavía ahora recibo algún mensaje en el que me ofrecen una revisión y mejora de mi perfil en LinkedIn (por supuesto, todo es mejorable pero a ver… tal vez no sea el target).

El otro día recibí el siguiente mensaje. He ocultado todos los datos que pudieran permitir identificar la persona y su empresa, por supuesto, ya que la intención es sólo mostrar el caso como ejemplo de un error de aproach por no leer bien el perfil de la persona a la que quieres vender en LinkedIn:

Justo hoy, LinkedIn ha publicado una serie de consejos para mejorar el ratio de respuesta de los mensajes comerciales dentro de la plataforma, estoy convencida de que a más de uno (a mi la primera) le resultará interesante, por lo que os pongo el enlace a continuación:

Download the free InMail kit and learn how to improve the quality of your message and response rate. https://lnkd.in/dKbVDtk

Posted by Elisabet Cañas  |  0 Comment  |  in Social Selling

¿Qué diferencias hay entre las versiones gratuita y Premium de “Quién ha visto tu perfil”?

A menudo me preguntan ¿vale la pena tener una cuenta Premium?, para mi la respuesta es siempre la misma: “Depende”. Y depende siempre de para qué quieres tener una cuenta Premium y qué uso le quieres dar a LinkedIn. Las cuentas Premium de LinkedIn pueden tener muchas ventajas, por supuesto, pero dejemos que sea el equipo comercial de LinkedIn quien se ocupe de promocionar y comercializar sus productos.

Con este post pretendo resumir de forma clara qué características tienen la versión básica de LinkedIn y la versión Premium en cuanto a las estadísticas de la sección “quién ha visto mi perfil” se refiere. Quienes me seguís de hace tiempo sabréis que soy algo crítica con esto.

Características de las versiones básica y Premium de Quién ha visto tu perfil

Qué puedes ver en “Quién ha visto tu perfil” con una cuenta gratuita:

 

Siempre y cuando tu configuración de privacidad esté ajustada para mostrar tu nombre y tu titular, cuando veas otros perfiles profesionales, podrás ver las últimas 5 personas que han visitado tu perfil en los últimos 90 días, así como una lista de sugerencias para aumentar las visitas a tu perfil.

A partir de que recibas 5 o más visitas en un período de 90 días, verás un gráfico con las tendencias semanales de los visitantes encima de la lista de perfiles que han consultado el tuyo. El número de visitas que aparece aquí se refiere al número de visitantes únicos de tu perfil y las visualizaciones del perfil público.

En esta sección, se resumen también aquellas acciones que has realizado y que han tenido como consecuencia ese número de visitas semanales a tu perfil (actualizaciones de estado, añadir contactos a tu red, validar aptitudes, etc).

 

Explorando las pestañas siguientes encontrarás otra información sobre los usuarios que han consultado tu perfil y su búsqueda:

 

  1. Dónde trabajan y viven los visitantes.
  2. De dónde venían cuando te encontraron (“Gente que podrías conocer”, Pulse o una búsqueda directa en LinkedIn, entre otros).
  3. Su sector y función.
  4. Las palabras clave con las que te encontraron. Aquí viene mi decepción: en lugar de decirte cuáles son aquellas keywords que atraen tráfico a tu perfil – por ahora – aquí LinkedIn lo que te dice es si los criterios de búsqueda eran relativos a un cargo, a apellidos, nombre de empresa, disciplina académica, etc. Es decir, qué secciones de tu perfil coinciden con palabras clave que los otros usuarios utilizaron para buscar.

 

Qué puedes ver en “Quién ha visto tu perfil” con una cuenta de pago:

 

Con una cuenta Premium en LinkedIn, verás la lista completa de visitantes a tu perfil en los últimos 90 días. Ten en cuenta no obstante, que aunque tengas un Perfil Premium en LinkedIn, no podrás ver los datos de aquellas personas que hayan configurado su perfil con el máximo nivel de privacidad y que, por tanto, aparecen como anónimos.

Si has recibido al menos una visita en los últimos 90 días, también verás las tendencias e información sobre esos visitantes, igual que en las cuentas gratuitas.

A diferencia de las cuentas gratuitas, podrás clickar en los gráficos para reducir el listado a los usuarios que te hayan visitado en una determinada semana.

Con cualquier tipo de cuenta, LinkedIn te muestra acciones sugeridas para aumentar las visitas a tu perfil. Estas acciones van desde recomendaciones de personas influyentes a las que seguir, unirte a grupos o bien añadir aptitudes a tu perfil.

Posted by Elisabet Cañas  |  1 Comment  |  in Perfiles profesionales, Quién ha visto mi perfil

LinkedIn muestra las acciones que incrementan las visitas a tu perfil… o no??

 

¿Qué es lo que hace que los otros usuarios visiten tu perfil? 

Esto es lo que nos preguntamos todos aquellos que nos esforzamos en hacer nuestro perfil lo más visible posible para aquellos usuarios que nos interesa. Es de hecho, una información muy valiosa, si lo paramos a pensar.

Pues bien, desde hace unos días LinkedIn ha puesto en marcha una nueva versión de la sección “Quién ha visto mi perfil?”, como siempre, más visual e intuitiva. Varios gráficos dinámicos muestran ahora la progresión del tráfico a tu perfil y diferentes características sobre los usuarios que te han visitado.

 

Nuevo Quién ha visto mi perfil _ LinkedIn

 

En principio, este nuevo enfoque permite al usuario aplicado conocer cuáles de las acciones ha realizado que le han supuesto más visitas a su perfil.

Por ejemplo, si notamos un incremento de visitas a nuestro perfil, ahora le herramienta nos dirá si esos visitantes nos han encontrado a través de una Búsqueda en LinkedIn, Aplicación móvil, Puestos similares a un contacto que estaban visitando, Perfiles sugeridos

A mi parecer, los usuarios Premium hemos perdido muchísimo con el cambio. Como recordaréis, hasta ahora la sección “Quién ha visto mi perfil?” mostraba cuales eran aquellas keywords (palabras clave) que nos habían generado visitas, es decir, aquellos criterios búsqueda que había utilizado usuarios dentro de la red para acabar encontrándonos. Esa información – sólo disponible para usuarios Premium – ahora se pierde.

Quién ha visto mi perfil - Antiguas estadísticas para usuarios Premium

 

Supuestamente la nueva página ofrecerá una serie de gráficos y diferentes datos sobre la visibilidad del perfil en la red tal como se informa desde el blog oficial, pero (al menos por ahora) ya no podremos usarla para optimizar los textos con los que nos describimos y así optimizar el SEO de nuestro perfil profesional en LinkedIn.

 ¿Qué opinas tú?  ¿Hemos ganado o perdido con el cambio?

Posted by Elisabet Cañas  |  1 Comment  |  in Novedades en LinkedIn, Perfiles profesionales